Consideraciones glúteas en el dolor patelofemoral

Redactora original Jacquie Kieck a partir del curso de Claire Robertson
Principales colaboradoresJacquie Kieck, Wanda van Niekerk, Jess Bell, Kim Jackson y Tarina van der Stockt

Introducción(edit | edit source)

En la mala alineación de la rótula no sólo influye la rótula, sino también la posición del fémur y la tróclea. La posición del fémur y la troclea se ve alterada por los músculos glúteos. Por lo tanto, es necesario evaluar los músculos glúteos cuando se considera el dolor patelofemoral.(1)(2) El clínico debe ser consciente de que la evaluación de los músculos glúteos en el dolor patelofemoral no se realiza de forma aislada. El dolor patelofemoral debe evaluarse de forma holística y tener en cuenta diversos factores, incluidos los factores locales alrededor de la rodilla, la evaluación de toda la extremidad y los factores psicosociales,(3) como el miedo al movimiento y la catastrofización del dolor.(4)

¿Por qué debemos tener en cuenta cada músculo?( editar | editar fuente )

Comprender la función de los músculos glúteos en cada plano de movimiento es imprescindible para evaluar con precisión el rendimiento de este grupo muscular y su influencia en el dolor patelofemoral. Cuando el clínico puede identificar específicamente el plano de movimiento en el que se produce la disfunción, así como aislar la estructura problemática, pueden prescribirse ejercicios de rehabilitación específicos.

Papel funcional de los músculos glúteos( editar | editar fuente )

Glúteo medio como abductor en el plano frontal( editar | editar fuente )

El glúteo medio actúa como abductor de la cadera en el plano frontal. Un control deficiente de la abducción de la cadera en una posición de apoyo de a una sola pierna provoca la caída de la pelvis contralateral. En este escenario, la extremidad que soporta el peso cae esencialmente en aducción, provocando un valgo funcional en la rodilla. Esto a su vez crea una mayor carga en la articulación patelofemoral (PFJ) lateral.(5)

Gráfico que ilustra el impacto de un mal control del glúteo medio en el dolor patelofemoral.

El glúteo medio se evalúa en el plano frontal mediante la abducción de la cadera contra resistencia. Durante la prueba, se recomienda mantener la resistencia contra la abducción de la cadera durante 10 segundos. Al mantener la resistencia aplicada al músculo, se puede evaluar el rendimiento tónico del músculo en lugar del rendimiento fásico (el rendimiento fásico se evalúa en los dos primeros segundos de mantener una posición contra una resistencia). Esto es importante porque el glúteo medio debe actuar como músculo de resistencia postural para estabilizar la pelvis. Para recapitular sobre los tipos de fibras musculares: las fibras musculares de tipo 1 producen contracciones de baja potencia durante periodos más largos y tardan en fatigarse (rendimiento muscular tónico), las fibras musculares de tipo 2 realizan contracciones rápidas y pueden fatigarse más rápidamente (rendimiento muscular fásico).

El glúteo medio también puede evaluarse en posición de carga. El evaluador examina la capacidad del paciente para controlar la pelvis mientras realiza una caída de cadera contralateral estando de pie en un escalón. Esta posición permite la evaluación concéntrica y excéntrica del glúteo medio. Esta posición también es eficaz para fortalecer este músculo.(6)

El glúteo medio como rotador externo en el plano horizontal( editar | editar fuente )

Las fibras posteriores del glúteo medio son activas como rotador externo primario de la cadera de 0º a 20º de flexión de la cadera. De 20º a 50º de flexión de cadera, las fibras posteriores del glúteo medio siguen activas. Por encima de 50º de flexión de cadera, el glúteo mayor es el rotador externo primario. Para evaluar el glúteo medio, se debe oponer resistencia a la rotación externa de la cadera cuando ésta se encuentra entre 0º y 20º de flexión.

Flexión de cadera 0º – 20º 20º – 50º >50º
Rotador externo primario de la cadera Glúteo medio El glúteo medio sigue activo Glúteo mayor

El glúteo mayor como rotador externo en el plano horizontal( editar | editar fuente )

El glúteo mayor rota externamente la cadera cuando ésta está flexionada. La prueba del glúteo mayor debe realizarse oponiendo resistencia a la rotación externa de la cadera cuando está flexionada. Se recomienda mantener el resistencia contra la rotación externa en esta posición durante diez segundos para comprobar la acción tónica del músculo.

Ejercicios de rehabilitación( editar | editar fuente )

Glúteo medio en el plano frontal (abducción de cadera)( editar | editar fuente )

Glúteo medio en el plano horizontal (rotación lateral de la cadera en <20º de flexión de la cadera)( editar | editar fuente )

Glúteo mayor en el plano horizontal (rotación externa de la cadera en >50º de flexión de la cadera)( editar | editar fuente )

Considera el ejercicio del puente( editar | editar fuente )

Al principio del ejercicio del puente, la cadera está en flexión profunda. Esto significa que el glúteo mayor es más activo como rotador externo de la cadera. A medida que la cadera sale de la flexión hacia una posición más neutra, el glúteo mayor continúa trabajando como extensor de la cadera, pero las fibras posteriores del glúteo medio se vuelven más prominentes como rotadoras.

Las progresiones del ejercicio del puente para hacerlo más desafiante, incluyen levantar la pierna no afectada (es decir, realizar el puente con una sola pierna) y añadir peso colocado sobre el abdomen de la persona.

Papel funcional con diferentes actividades( editar | editar fuente )

Marcha(edit | edit source)

Durante la marcha, el glúteo mayor trabaja excéntricamente para controlar la rotación de la cadera.(7) Tras el apoyo del talón, hasta aproximadamente el 24% de la carga, el fémur y la tibia rotan internamente. Se trata de un movimiento esperado. Sin embargo, esta rotación interna sólo debe producirse durante un breve período. Una rotación interna excesiva acaba provocando una carga excesiva de la articulación patelofemoral lateral. La reeducación de la marcha con espejos(8) puede aumentar la conciencia del paciente sobre este movimiento y facilitar la corrección de la biomecánica defectuosa.

Carrera(edit | edit source)

El aumento de la velocidad de carrera se asocia a un mayor movimiento en el plano frontal, es decir, a la caída contralateral de la pelvis con la correspondiente aducción de la cadera y el consiguiente valgo de rodilla. Esto aumenta la carga sobre la articulación patelofemoral lateral.(9) Bramah et al.(10) demostraron que por cada aumento de 1º en la caída de la pelvis durante la carrera, se producía un aumento del 80% en la probabilidad de ser clasificado como lesionado. El mismo estudio de Bramah et al.(10) mostró que la caída contralateral de la pelvis parecía ser la variable más fuertemente relacionada con las lesiones comúnmente relacionadas con la carrera, incluido el dolor patelofemoral.

Vídeo: Aducción excesiva de la cadera

(11)

Cuando se rehabilita a un paciente con dolor patelofemoral en el que la falta de control en el plano frontal es un factor contribuyente, resulta útil tener en cuenta la velocidad de carrera. El clínico puede sugerir reducir la velocidad de carrera para descargar/reducir la carga sobre la articulación patelofemoral como alternativa a dejar de hacer deporte por completo. En los deportes de equipo, un cambio de posición en la cancha / campo a una posición en la que el paciente no se verá obligado a correr tan rápido puede ser útil.(9)

Aterrizaje en el salto( editar | editar fuente )

Se ha demostrado que la cinemática del salto-aterrizaje se ve afectada por las lesiones de las extremidades inferiores, incluido el dolor patelofemoral.(12) También les afecta la fuerza del músculo glúteo, que influye en el valgo dinámico de la rodilla.(13) Del mismo modo, una revisión sistemática y metaanálisis de DeBleecker et al.(12) mostraron algunas pruebas de la asociación entre una cinemática del salto-aterrizaje alterada y las lesiones por sobreuso de las extremidades inferiores. Esto indica que el dolor patelofemoral influye en la cinemática del salto-aterrizaje, y que la cinemática del salto-aterrizaje está influida por el dolor patelofemoral. Por lo tanto, es importante evaluar la cinemática del salto-aterrizaje como estrategia de prevención de las lesiones de las extremidades inferiores, y evaluar la cinemática del salto-aterrizaje en una persona que sufre una lesión de las extremidades inferiores. En el caso de pacientes con dolor patelofemoral que practican deportes que requieren saltos, es importante evaluar la cinemática del salto-aterrizaje para identificar un control glúteo deficiente como posible factor contribuyente. Los factores psicosociales, como la kinesiofobia, también deben tenerse en cuenta al evaluar el aterrizaje del salto.

Inhibición muscular( editar | editar fuente )

Antecedentes de lumbalgia(2)(14) o lesiones de tobillo(15) han demostrado influir en la función glútea. El dolor lumbar puede inhibir el glúteo mayor, y las lesiones por inversión del tobillo están relacionadas con la inhibición del glúteo medio. Dado que se ha establecido claramente la importancia de los músculos glúteos en el dolor de la articulación patelofemoral, es importante determinar si el paciente que presenta dolor patelofemoral tiene antecedentes de lumbalgia o lesión de tobillo.

Referencias(edit | edit source)

  1. Ireland ML, Willson JD, Ballantyne BT, Davis IM. Hip strength in females with and without patellofemoral pain. Journal of orthopaedic & sports physical therapy. 2003 Nov;33(11):671-6
  2. 2.0 2.1 Sadler S, Cassidy S, Peterson B, Spink M, Chuter V. Gluteus medius muscle function in people with and without low back pain: a systematic review. BMC musculoskeletal disorders. 2019 Dec;20(1):1-7
  3. Crossley KM, van Middelkoop M, Barton CJ, Culvenor AG. Rethinking patellofemoral pain: prevention, management and long-term consequences. Best Practice & Research Clinical Rheumatology. 2019 Feb 1;33(1):48-65.
  4. Uritani D, Kasza J, Campbell PK, Metcalf B, Egerton T. The association between psychological characteristics and physical activity levels in people with knee osteoarthritis: a cross-sectional analysis. BMC musculoskeletal disorders. 2020 Dec;21(1):1-7
  5. Lee TQ, Anzel SH, Bennett KA, Pang D, Kim WC. The influence of fixed rotational deformities of the femur on the patellofemoral contact pressures in human cadaver knees. Clinical orthopaedics and related research. 1994 May 1(302):69-74
  6. Moore D, Semciw AI, Pizzari T. A systematic review and meta-analysis of common therapeutic exercises that generate highest muscle activity in the gluteus medius and gluteus minimus segments. Revista internacional de fisioterapia deportiva. 2020 Dec;15(6):856.
  7. Preece SJ, Graham-Smith P, Nester CJ, Howard D, Hermens H, Herrington L, Bowker P. The influence of gluteus maximus on transverse plane tibial rotation. Marcha y postura. 2008 May 1;27(4):616-21.
  8. Richard W. Willy, John P. Scholz, Irene S. Davis.Mirror gait retraining for the treatment of patellofemoral pain in female runners. Clinical Biomechanics 2012; 27: 1045-1051.
  9. 9.0 9.1 Robertson, C. Gluteal Considerations in the Management of Patellofemoral Pain. Course. Más. 2022.
  10. 10.0 10.1 Bramah C, Preece SJ, Gill N, Herrington L. Is there a pathological gait associated with common soft tissue running injuries?. The American journal of sports medicine. 2018 Oct;46(12):3023-31.
  11. Enhance running: excessive hip adduction & internal rotation. Available from https://www.youtube.com/watch?v=QTC9hEu0pQQ&t=2s Accessed on 05/06/2022
  12. 12.0 12.1 De Bleecker C, Vermeulen S, De Blaiser C, Willems T, De Ridder R, Roosen P. Relationship between jump-landing kinematics and lower extremity overuse injuries in physically active populations: a systematic review and meta-analysis. Sports Medicine. 2020 Aug;50(8):1515-32.
  13. Neamatallah Z, Herrington L, Jones R. An investigation into the role of gluteal muscle strength and EMG activity in controlling HIP and knee motion during landing tasks. Physical Therapy in Sport. 2020 May 1;43:230-5.
  14. Bullock-Saxton JE, Janda V, Bullock MI. Reflex activation of gluteal muscles in walking. An approach to restoration of muscle function for patients with low-back pain. Spine. 1993 May 1;18(6):704-8.
  15. Beckman SM, Buchanan TS. Ankle inversion injury and hypermobility: effect on hip and ankle muscle electromyography onset latency. Archives of physical medicine and rehabilitation. 1995 Dec 1;76(12):1138-43.


Desarrollo profesional en tu idioma

Únete a nuestra comunidad internacional y participa en cursos online para todos los profesionales de la rehabilitación.

Ver cursos disponibles